No hay nada imposible para quien sabe esperar, no importa si te has caído, vuélvete a levantar y de pronto la vida te brindará otra oportunidad...

Seguidores

jueves, enero 21, 2010

Alegres viernes retro


Hola chicas hoy les quiero hablar de unas cajas musicales un poco más grandes que las que solemos colocar sobre un mueble, estoy haciendo referencia a ésas máquinas tambien llamadas fonolas, sinfonolas y por supuesto rockola.
Durante las décadas 60 o70 había unas máquinas de discos con selectores de melodías fueron muy popularesa en los restaurantes.
Eran un enorme gabinete colocado en algún rincón de la sala( fuera de la vista), y las 160 o 200 selecciones estaban disponibles para los clientes, algunas sólo recogían las monedas y permitían la selección de las melodias a una unidad remota ubicada en otra parte.
Pequeños altavoces colocados en la máquina reproducían la grabación seleccionada y luega continuaban con la elegida por otro cliente.
Algunas eran capaces de reproducir discos de vinilo de 33 revoluciones por minuto que tenían el mismo diámetro de uno de 45.
A mí personalmente me gustan mucho y en un tiempo traté de conseguir una, luego me mudé a una casa un poco más pequeña y claro era la rockola o salía alguien de casa, jajajajja! pero no pierdo las esperanzas!! jajajaja!
Besitos para todas.

3 comentarios:

Elia dijo...

Ohhh, ya lo creo, me acuerdo de haberlas visto, incluso cuando era jovencita, algunas máquinas más modernas estaban en bares, metias una moneda y podías escuchar un disco que te gustaba, un single, de esos de vinilo...
cuántos recuerdos, a mi me encantaban.
Espero que encuentres alguna, son preciosas, o eran, pero el que busca y es paciente lo consigue, ya lo verás...
Feliz Viernes y feliz Finde, compañera!!
eljardindemiduende

gloria dijo...

Bueno, bueno... me acabas de devolver a los 15 años, cuando empezamos a tontear con chicos y a una amiga le gustaba un chico que se llamaba Fernando y entonces estaba la canción de Abba "Fernando", no se si ese es el título, y en cuanto veía una maquina de esas, la ponía. ¡Que tiempos! Ves, ya estoy tarareando la canción! besos

otoño dijo...

Una belleza que me hace revivir épocas pasadas, yo tengo 56 años y por supuesto en mi juventud las rokolas estaban en gran auge pero mi madre no me permitía ir a bailar, entonces babeaba desde fuera del salón viendo como una prima mas liberada que yo echaba monedas a la rokola y salía esa bella música de antaño.Besos.Olga.